Castillo de Jérica

Ubicación:

Calle del Castillo, s/n. Jérica

Teléfono:

964 129 177 - Oficina de Turismo

El castillo está construido sobre un imponente peñasco llamado Peña Tajada que se levanta sobre el valle de La Alcudia ofreciendo segura defensa y poderosas vistas. El lugar fue poblado desde la Antigüedad, como demuestran los hallazgos arqueológicos íberos y romanos. El castillo islámico, sobre el que luego se construiría la fortaleza de los siglos XIII y XIV, debió de ser prácticamente inexpugnable. Sabemos que en el año 1087, por encargo del rey de la taifa de Zaragoza Al Mustain, el Cid realizó varias razzias en territorio de Jérica con el fin de debilitar Murviedro (Sagunto). A finales de 1090, tras ser derrotado por Rodrigo, el conde catalán Berenguer Ramón II cedió al Cid las parias de varias localidades musulmanas, entre ellas las del castillo de Jérica.

Así pues, aunque el Cid no conquistó el castillo, así lo quiso el poeta que escribió el Cantar de mío Cid, donde se cuenta que,  en su camino hacia Valencia, el Cid conquista Jérica y otras ciudades, en las que deja su propia guarnición, sin duda al desconfiar de la lealtad de la guarnición musulmana. En realidad, la plaza fue conquistada tras un duro asedio por Guillem de Montgri para Jaime I en 1235.

Aunque se encuentra en estado de ruina, pueden reconocerse varios lienzos de la antigua muralla. Disponía de un recinto amurallado que bordeaba la actual ermita de San Roque. La torre del homenaje, conocida como la Torreta, es una de sus partes mejor conservadas. Es de planta cuadrada,  tiene muros de 1,5 metros de espesor y todavía conserva la bóveda de crucería de la planta baja. Su tercera planta está desmochada a consecuencia de los enfrentamientos de las Guerras Carlistas. 

Visita: Libre. Para visitas guiadas consulta en la Oficina de Turismo de Jérica.

Rev. ALC: 24.07.17