Caminreal

 

Qué ver y hacer

Ubicada en una histórica encrucijada de viales desde la antigüedad, su nombre deriva del antiguo camino real que unía Zaragoza con Valencia. El viajero del Camino del Cid que llega a Caminreal se encuentra con un paisaje humanizado dominado por una fértil vega irrigada por las aguas del Jiloca y sus “ojos”; unas surgencias con un aporte constante que forman en su entorno pequeños humedales de gran valor ecológico. En los extremos del valle, el verde se transforma en el marrón del secano, que se extiende por la interminable llanura que forma la fosa del Jiloca, tan sólo interrumpido por manchas dispersas de carrascales en el contacto con las parameras turolenses.

La población se extiende sobre una terraza completamente llana sobre la margen derecha de la vega del río Jiloca. El diseño de sus calles es ancho y recto, y se adapta en buena medida al trazado de la calle principal que durante muchos años fue la carretera nacional. 

A pesar de que la población conserva algunas casas solariegas importantes, es sin duda la iglesia barroca de Nuestra Señora de la Asunción la que acaparará nuestro interés. En sus alrededores podemos visitar la ermita de la Virgen de las Cuevas, con retablos del siglo XV o la estación del ferrocarril de influencia racionalista.  

En sus alrededores encontramos el yacimiento romano de La Caridad, una auténtica ciudad romana que conserva buena parte de su trazado y es perfectamente visitable a través del Centro de Interpretación de la Cultura Romana situado en la antigua estación de ferrocarril. 

Información práctica

  • Dirección postal del ayuntamiento: Plaza de las Escuelas, 1
  • Teléfono: 978 862 000
  • Correo electrónico: ayto@caminreal.es
  • Web: www.caminreal.es
  • Habitantes: 599
  • Altitud: 920 m.

Rev. (PAB) 26.05.2017