El Cid, en versión Playmobil, cabalga por el Camino del Cid

17-07-2018
NOT-Playmobil-Portada-Vivar-del-Cid.jpg

El Cid - en su versión Playmobil - sale hacia el destierro con "doce de los suyos" de Vivar del Cid (Burgos)El Cid - en su versión Playmobil - sale hacia el destierro con "doce de los suyos" de Vivar del Cid (Burgos)
Por la terrible estepa castellana,

al destierro, con doce de los suyos
-polvo, sudor y hierro- el Cid cabalga.

Los versos del poema “Castilla” de Manuel Machado han servido de inspiración a la Hermandad de Caballeros del Cid Campeador de Hospitalet de Llobregat (Barcelona) para adentrarse en el Camino del Cid aunque de una forma muy especial y es que el presidente del colectivo Aurelio Calvo, a veces sólo y otras en compañía de su mujer e hijos o de compañeros de la Hermandad, ha recorrido el itinerario con un Cid – en versión playmobil – y con otras doce figuras vinculadas al caballero castellano: Alvar Fañez de Minaya, Avengalbón, San Sisebuto, Martín Antolínez, Pedro Bermúdez, Muño Gustioz, Alvar Álvarez, Felix Muñoz, Martín Muñoz, Galín García, Alvar Salvadorez y Diego Rodriguez, éste último hijo del de Vivar. 

La aventura surgió en el año 2015 en Vivar del Cid (Burgos) cuando Aurelio Calvo y su familia se disponía a recorrer por segunda vez el Camino del Cid “entonces llevábamos sólo un playmobil del Cid, sin salvoconducto, pero al año siguiente decidimos que le acompañaran los doce caballeros de los que habla el poema de Machado y todos ellos con su credencial”. En este sentido, explica que todos los muñecos han llevado su salvoconducto personalizado “cuando iba con los niños era todo más normal ya que eran unos niños con unos playmobil, cuando me acompañaron mis compañeros de la Hermandad, bien barbados, era todo diferente al igual que cuando lo recorría yo sólo” matiza Aurelio Calvo quien añade que ha realizado prácticamente 2.000 kilómetros de recorrido desde la patria chica del Campeador – Vivar del Cid – hasta la localidad alicantina de Orihuela.

Preguntado sobre alguna anécdota durante su recorrido, Aurelio Calvo sostiene que cada sello “es en sí una anécdota” y es que reconoce  que en algunos puntos de sellado sólo le ponían el sello a él al entender que no tenía mucho sentido estampar el sello en un salvoconducto de un muñeco “en cualquier caso ha sido una experiencia sin igual que no olvidaremos nunca”.

Diplomas del Camino del Cid

Al haber recorrido todo el Camino del Cid, Aurelio Calvo y su familia visitaron recientemente las oficinas del Consorcio Camino del Cid donde recogieron los 14 diplomas que les acredita haber realizado todo el itinerario, diplomas a nombre del artífice de la idea, del playmobil del Cid y de los doce muñecos (caballeros) restantes. 

Ahora los muñecos se exhiben en el pequeño Rincón Cidiano de Vivar del Cid ya que en las últimas fiestas cidianas de la localidad (celebradas los días 7 y 8 de julio) la Hermandad de Caballeros del Cid Campeador hizo entrega de los protagonistas de la gesta a Javier Alonso, presidente de la Asociación Vivar Cuna del Cid y la persona que está al frente de este rincón dedicado al Campeador.

  • Los playmobil en San Esteban de Gormaz, Soria
  • Parada en el Torreón de Álvar Fáñez, Guadalajara
  • En Daroca, Zaragoza
  • El Cid reposa junto al dispensador del Camino del Cid en la Oficina de Turismo de Albarracín, Teruel
  • El Cid y sus huestes ascienden por El Poyo del Cid, Teruel
  • Atravesando Bronchales (Teruel), frente al Hostal Isabel
  • En Burriana, Castellón. Según una interpretación del Cantar, el Cid y sus hombres pudieron ver el mar por primera vez en esta localidad
  • Alzira, en la provincia de Valencia
  • Aurelio Calvo (Dcha.) con el gerente del Consorcio Camino del Cid, Alberto Luque, recoge los diplomas oficiales de la ruta
  • El Rincón Cidiano de Vivar del Cid "custodia" los playmobil. La Hermandad de Caballeros del Cid Campeador de Hospitalet quiso tener este gesto durante las Jornadas Cidianas celebradas recientemente en la localidad
  • El Cid - en su versión Playmobil - cabalga por el Camino del Cid